*José Luis Toledo Medina, como candidato perdedor y diputado por la plurinominal, dice que va a auditar a Eduardo Martínez Arcila, presidente de la Gran Comisión de la XV Legislatura del Congreso del Estado.

*El panista, que también volverá a ser diputado local por la vía plurinominal, se ha robado del Poder Legislativo todo lo que estuvo a su paso; “Chanito” lo hizo en su momento, cuando fue empleado de Roberto Borge Angulo.

*Será una verdadera “Guerra Civil” entre dos ladrones que lo único que han hecho es aprovecharse del pueblo, dejarse crecer las uñas y sembrarlas en el erario público para beneficio propio y de sus familiares.

STAFF SOL QUINTANA ROO

Ahora resulta que vamos a jugar “pesca-pesca”… Vamos a cobrarnos las afrentas hechas por la XV Legislatura del Congreso del estado de Quintana Roo a nuestros intereses personales, pero sobretodo, al “RBA Team” y por obviedad a Roberto Borge Angulo.

Esa es la misión de José Luis Toledo Medina, candidato perdedor y diputado por la plurinominal, quien ha dicho que auditará a Eduardo Martínez Arcila, presidente de la Gran Comisión de la XV Legislatura y a todos los integrantes del Poder Legislativo.

Es decir, el burro hablando de orejas, sobre todo por tanto el panista, Eduardo Lorenzo Martínez Arcila, que también volverá a ser diputado local por la vía plurinominal, se ha robado todo lo que estuvo a su paso; “Chanito”, lo hizo en su momento, cuando fue presidente de la Gran Comisión del Congreso del Estado de la XIV Legislatura y empleado directo de Roberto Borge Angulo.

Esta será una verdadera “Guerra Civil” entre dos personajes que lo único que han hecho (cada uno por su lado) es aprovecharse del pueblo, dejar crecerse las uñas y sembrarlas en el erario público para beneficio propio y de sus familiares.

Y para rematar, un chascarrillo infantil: “No va haber un paquete de impunidad porque se revisará la Ley Orgánica del Congreso… Va para atrás, no va a caminar”; así como dejó en claro que las modificaciones hechas son opacas y no es así como se construye la rendición de cuentas. Así de claro o más cínico no se puede ser.

Anuncios

Dejar respuesta