*Zancadillas de Ex

*Ladrones Hispanos

Por Rafael Loret de Mola

– – – – – – – – – – – – –

STAFF SOL QUINTANA ROO

      Si hay algo en lo que nuestros ex presidentes son exitosos es la manera de blindarse para no ser motivo de persecución al final de cada deplorable sexenio. Porque, hasta hoy, no ha habido ni uno solo merecedor de alguna coerción pública por tantos y tantos delitos: desviaciones pecuniarias, enriquecimiento “explicable” por la corrupción ingente, magnicidios, genocidios, violencia desatada, auge del narcotráfico gracias a los arreglos soterrados con casi todos los que ocupan puestos de elección popular, abandono de los programas sociales –la salud, por los suelos-, improductividad en el campo y, desde luego, la consiguiente represión a los medios informativos y a los periodistas críticos o que “se meten en honduras” como suelen justificar algunos miserables radicales aduladores de la administración actual.

       En esta órbita, siempre kafkiana, los infames ex presidentes jamás han sido juzgados; sólo se ha llamado a declarar, una sola vez por cabeza, a echeverría, salinas y zedillo por cuantos a los sucesos de 1968 y 1971, y el magnicidio de Colosio y el crimen contra José Francisco Ruiz Massieu “pagado” con la exaltación de su hija, Claudita, hasta la presidencia del difunto priismo al que pretenden resucitar para distorsionar a la oposición bajo el nuevo mandato de Morena y, por encima, de López Obrador.

        Así, uno de los peores mandatarios que hemos padecido –los otros son salinas y miguel de la madrid según mis análisis-, ernesto zedillo ponce de león –no llegó ni a corazón de gato-, ofrece sus servicios a la ONU, y a varias empresas multinacionales por él favorecidas, con el compromiso de reducir la pobreza en el mundo. De carcajada: a México cuando fue presidente, desde 1994 a 2000, lo convirtió en un páramo de miseria con ingresos y expectativas a la baja siguiendo los lineamientos del nefasto Fondo Monetario Internacional.

       Y ahora, desde su miseria humana engreída –dicen que no tolera hablar con quienes supone inferiores intelectualmente-, el célebre “doctor zeta” habla y acusa a México, a su gobierno más bien,  de ser ejemplo del modelo fallido del proteccionismo a favor de las drogas y su tráfico. ¡Cuándo él fue quien elevó los índices de beneficios para los cárteles persiguiendo solo a quienes su antecesor, salinas, había privilegiado!           

         Pobreza y narcotráfico van, por desgracia, unidos. Así lo mencionó, desde el 2002, el entonces jefe de gobierno del Distrito Federal, Andrés Manuel López Obrador, quien recibió una catarata de descalificaciones del hipócrita sector empresarial –formado por algunos de cuantos son hoy sus consejeros con Alfonso Romo Garza con la batuta-, en el sentido de que estaba estigmatizando a los pobres cuya honradez, en general, superaba a la media de los coterráneos… sin incluirse los patrones, tan bunas gentes ellos. El cinismo llegó al extremo.

       El único que no habla, misterioso y socarrón siempre, es carlos salinas aunque no maneje, como todos suponen, todos los hilos; con él compite zedillo quien goza de mejores relaciones en USA y logró introducir a varios de los suyos en el gabinete vigente: Olga Sánchez Cordero, Esteban Moctezuma Barragán, Alfonso Durazo Montaño y otros más dentro del euipo ampliado. ¿Es pura casualidad? ¿O acaso ello obedece a una de las condiciones de la Casa Blanca?

       De esto claro no se habla en las “mañaneras”.

       LA ANÉCDOTA

       Nos siguen saqueando los hispanos o “gachupines” como lo llamaron los insurgentes para acabar con los estigmas de las diferencias sociales: indios, mestizos y criollos sobre todo.

       Nos enteramos que Florentino Pérez, presidente del Real Madrid –ser seguidor de este equipo es una de mis contradicciones personales-, recibió contratos multimillonarios, sobre todo en el ramo de las telecomunicaciones, durante los sexenios del medio-español fox, calderón y el farsante peña. ¿No es esto suficiente para abrir las necesarias carpetas de investigación? ¿O acaso el refugio de Pérez es Felipe VI y la caduca corona española –el reino, no la cerveza-?

Anuncios

Dejar respuesta