Rafael Loret de Mola/Sol Quintana Roo

*Los Días Negros

*La Primera Caída

La tragedia de Tlahuelilpan, en Hidalgo, marcó el punto de no inflexión respecto al combate al huachicoleo y la venta de gasolina adulterada. (Insisto en una petición personal al presidente: que se auditen las gasolineras de Yucatán y Quintana Roo que se me adjudican siendo propietarios los Mola del grupo Lodemo sin ninguna cercanía con mi familia pero que ha servido de baza para juzgarme sin más razón que el odio hacia mis críticas acaso porque los destinatarios de ellas no pueden responder con argumentos; sólo con calumnias de esta ralea).

Más allá del drama otros hechos menos escandalosos tienden a poner en predicamento la esencia de la Cuarta Transformación, la lucha contra la corrupción para ser precisos:

1.- Las facilidades y subsidios a favor de la firma trasnacional Nestlé a la que se le vendieron, a precio de regalo, nada menos que ochenta mil hectáreas del territorio veracruzano para producir café de poca monta y golpear a los cafetaleros regionales cuyo producto es muy superior, en la calidad del grano y su aroma, al que pretenden cultivar en la rica tierra cercana al Golfo.

2.- El destape de la cloaca Bours en Sonora al confirmarse los privilegios de esta familia de ladrones cuyo principal rostro es el de Eduardo, el ex gobernador sin escrúpulos y responsable indirecto del incendio de la guardería ABC de Hermosillo al amparo de las concesiones inmorales gestionadas por Margarita Zavala a favor de sus familiares en almacenes más propios para guardar chatarras.

Hace algún tiempo pedí, a la vista de estos denigrantes hechos, que la sociedad de consumo dejase de adquirir productos Bachoco, la empresa emblemática de estos sujetos, siquiera para evitar el desarrollo de las inmundicias de la corrupción. La respuesta fue pobre porque un periodista no puede por sí solo combatir las ruindades del poder aunque las señale.

3.- La CNTE, que primero fustigó a la señora Elba Esther y después la defendió tras su captura en 2013, volvió a las andadas bloqueando vías de ferrocarril al protestar por una serie de demandas que no se han cumplido y cuando el presidente menciona, precisamente, que la reforma educativa fue una farsa porque no se tomó en cuenta a los maestros para redactarla y, en su caso, ejecutarla. Basta con ello para llevar a proceso a enrique peña nieto… si se quisiera.

4.- A la vista de la crisis de Venezuela la postura de nuestro gobierno fue correcta: insistir en las vías del diálogo para encontrar salidas destinadas a evitar una guerra civil o algo peor, una asonada militar desde Washington. Lo que no se pudo evitar es el recrudecimiento de la “guerra fría” entre los gobiernos de Rusia y USA retrocediendo varias décadas en la historia universal. Lo malo es que nuestro Canciller no asumió liderazgo alguno bajo la bandera de la Doctrina Estrada y nos quedamos en la banca de los no alineados en un sentido u otro.

La calificación del nuevo régimen, hasta el momento y contando diciembre de 2018 con el derrumbe del “halcón negro”, es apenas aprobatoria, un seis diríamos aunque el presidente López Obrador mantiene un 56 por cierto de favoritismo –menos del 83 por ciento del año anterior- con  34 por ciento de malquerientes y veinte por cierto más de los eternos indecisos que, cada vez, tienen menos argumentos.

La Anécdota

Dentro de un gabinete en que predominan algunos miembros avanzados de la tercera edad ya se dio la primera caída: el desvanecimiento del diputado, legislador eterno, Porfirio Muñoz Ledo que tiene ya muy mal cuidados 85 años de edad sin perder el sabor de las mejores marcas de whisky; por algo le gusta tanto compararse con Sir Winston Churchill.

Churchill y Porfirio podrían intercambiar camisetas con la mayor facilidad; del primero se decía que amanecía conservador y anochecía liberal; y del segundo que ya fue presidente del PRI y del PRD, candidato presidencial del PARM y otras entelequias, y colaborador del panista fox en sus inicios cuando éste se burló del actual diputado encargándole los prolegómenos de una reforma integral al Estado que jamás se realizó.

Acaso el primer desmayo de Porfirio, quien llamó vándalos a los miembros de la Guardia Nacional que forcejearon con los violentos migrante de Honduras, es una advertencia para los demás veteranos que ya no duermen como se queja la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero.

– – – – – – – – – – – –

Dejar respuesta