*En cinco meses al frente de la Uqroo ha cometido errores garrafales que no sólo han perjudicado al alumnado, sino que además han dejado al borde del colapso a los trabajadores de la educación superior

*En diciembre pasado, la Máxima Casa de Estudios fue acreedora a una “millonaria” multa por pagar los aguinaldos un día después de haber vencido el plazo que otorgan las autoridades

* No ha hecho nada por aclarar los malos manejos de su antecesor, Ángel Ezequiel Rivero Palomo, a quien protege como fue vaticinado por el Sindicato y personajes ligados a la educación

STAFF SOL QUINTANA ROO

Chetumal.-Luego de su imposición en la Universidad de Quintana Roo (Uqroo), Francisco López Mena, se convirtió en el Rector más repudiado tanto por alumnos como por políticos, empresarios y hasta la propia plantilla docente que integra la Máxima Casa de Estudios del Estado.

En cinco meses al frente de la Universidad ha cometido garrafales errores que no sólo han perjudicado al alumnado, sino que además han dejado al borde del colapso a los trabajadores de la educación superior.

Uno de esos casos se suscitó en diciembre pasado, cuando la Uqroo se hizo acreedora a una multa superior a los 422 mil 450 pesos por no pagar en tiempo y forma a sus empleados.

Fue hasta el 21 de diciembre, luego de una fuerte protesta en su contra, cuando abrió la chequera la Universidad de Quintana Roo y pagó los aguinaldos con un día de atraso, de acuerdo a lo marcada por las autoridades.

De ese dato, nadie dio cuenta; los convenios publicitarios marcados a los diversos medios afines fueron suficientes para que nadie dijera palabra alguna; es más, hasta el momento nadie sabe en que terminó dicho embrollo.

Sin embargo, para acallar a sus empleados y evitar problemas futuros se atrevió a entregar una ridícula canasta navideña que sólo traían un vino, unos cacahuates y un par de laterías.

Francisco López Mena, ex secretario de Gobierno, ha demostrado que no tiene intención de elevar la educación en Quintana Roo, ni mucho menos mejor la calidad de vida de sus maestros y/o en su caso, las instalaciones de los diversos campus, que en su mayoría están descuidados.

SINDICATO DENUNCIO Y NADIE LE HIZO CASO

Su antipatía con los grupos estudiantiles, autoridades escolares y hasta con el Sindicato de Trabajadores Académicos y Administrativos de la Universidad de Quintana Roo están a flor de piel.

Como se recordará, el 10 de agosto de 2019, el secretario general de Sauqroo, Mario Vargas Paredes, dio a conocer a la opinión pública que la Universidad atravesaba un desorden administrativo y abuso de autoridad y que el Rector en ese momento, Ángel Rivero Palomo estaba involucrado.

Hasta el momento no se ha dado investigación alguna del problema, así como tampoco se ha manifestado postura vertical o horizontal sobre el tema, es decir, Francisco López Mena se ha convertido en un encubridor del mal manejo que en su momento realizó el ahijado político y ex secretario privado del ex gobernador Joaquín Hendricks Díaz.

FUE VATICINADO

Lo anteriormente redactado, fue vaticinado por el abogado Javier CiauUitzil, quien el 17 de agosto de 2019 señaló que la llegada de Francisco Xavier López Mena sólo serviría como tapadera de la corrupción y malos manejos que se llevaron al cabo durante la administración de Ángel Rivero Palomo.

De igual manera, señaló que la Máxima Casa de Estudios de Quintana Roo estaba secuestrada por la derecha panista representada por López Mena.

Íntegramente dijo: “La llegada de López Mena a la rectoría de la Uqroo es para ocultar la corrupción con que se han manejado los recursos económicos, tales como los aviadores que cobran en esa Institución educativa”.

Como se recordará, Francisco Xavier López Mena rindió protesta el 16 de agosto de 2019, luego de un mes de que Sol Quintana Roo lo haya anticipado, en una ceremonia pública de la Junta Directiva de la Universidad de Quintana Roo.

En ese entonces destacó que los estudiantes serían la base de todas las acciones y gestiones de su rectorado y en las que se comprometió que no sólo garantizará la expresión de las ideas, sino que también será el espacio donde puedan potencializar las destrezas artísticas, culturales y deportivas.

Asimismo, hay que hacer memoria y recordar que también expresó que su propósito estaba basado en el concepto de transformación con responsabilidad para ampliar la calidad educativa con competitividad y excelencia.

LA MÁS GRANDE MENTIRA

En su mensaje, demagógico, por cierto, resaltó lo siguiente: Se requiere de un gran acuerdo en el que autoridades, docentes, administrativos y nuestro mayor valor agregado, la comunidad estudiantil, asumamos con total profesionalismo nuestro rol en la Universidad. Ello implica que lo que no estuvo debidamente bien hecho, se cambiará, y lo que se haya construido sobre cimientos sólidos, crecerá y se consolidará.

Anuncios

Dejar respuesta